Remedios Naturales

6 secretos para mejorar la circulación de las piernas

Eli44

Natural y eficaz

Algunas infusiones de plantas medicinales, aceites, baños, y masajes te ayudaran a prevenir los problemas de circulación, que causa la sensación de piernas pesadas o cansadas.

¿No estas candada de decir?, «me pesan las piernas», «las noto hinchadas», eso es un sensación que tenemos el 75% de los adultos. Sin duda las mujeres nos llevamos la peor parte ya que muchas veces es parte hormonal.

¿Cual es la razón por la que sufrimos de ello?

El sedentarismo, la falta de ejercicio físico habitual, la obligación de permanecer mucho rato de pie,usar ropa muy ajustada, el sobrepeso o la obesidad son algunos de los factores que pueden explicar el porqué de unas piernas cansadas. Otros son los cambios hormonales que se producen en la menstruación, el embarazo y la pre menopausia, pero también una dieta demasiado alta en azúcares y grasas saturadas y la toma de ciertos medicamentos.

Se trata en la mayoría de casos de un problema de retorno venoso –que puede dar lugar a la aparición de varices y flebitis– o de retención de líquidos y edemas.

Otras causas, menos habituales, son los trastornos de la glándula tiroidea o la presencia de alergias, inflamaciones e infecciones. Los calambres, la hinchazón, la pesadez en las extremidades y, en general, el cansancio son los síntomas más comunes.

La mala circulación en las piernas la sufrimos un 75% de los adultos, la mayor causa suele ser hormonal.

Plantas medicinales para aliviarlas

  • El rusco (Ruscus aculeatus) es probablemente la mejor planta para favorecer el retorno venoso. Actúa como protector capilar y supone un aporte de flavonoides como la citrina, que favorecen a su vez la acción de la vitamina C y ralentizan la debilidad capilar. Se ha mostrado muy eficaz para prevenir la aparición de venas varicosas en las piernas y facilitar su progresiva desaparición. No es menos idóneo para el tratamiento de las venas endurecidas en flebitis no muy graves. Al estimular la diuresis, ayuda a remitir la retención de líquidos y los edemas, generadores ambos de pesadez en las piernas.
  • El castaño de indias  (Aesculus hippocastanum) destaca por su fuerte acción anti edematosa y por su capacidad para aumentar la resistencia de los capilares sanguíneos. Puedes hacer un baño reparador en agua templada donde hayas añadido una decocción de castaño de Indias y ciprés (y si se desea, arcilla roja). Sumerge las piernas 15-20 minutos para aliviar el dolor y mejorar la circulación. También puedes masajear suavemente piernas y pies con tintura de castaño de Indias, dos veces al día.
  • El ciprés (Cupressus sempervirens) es otro candidato. Se emplean los conos. Los herbolarios lo recomiendan para combatir las úlceras varicosas en piernas y tobillos, que son úlceras más o menos profundas que se producen en el interior de las venas y que pueden resultar muy dolorosas. Puedes aliviar las piernas doloridas con un masaje de aceita de almendras en el que hayas diluido unas gotas de aceite esencial de ciprés.
  • La vid roja (Vitis vinifera) su acción venotónica y astringente, y resultan ideales para tratar las piernas hinchadas y la sensación de pesadez.

Tisanas o cataplasmas

  • Con vinagre de manzana puedes humedecer unas compresas y envolver las piernas con ellas durante unos minutos. Luego lávalas con una infusión de hamamelis y meliloto, que favorece la circulación.
  • Tisana que estimule el retorno venoso, combina a partes iguales rusco, ginkgo, hamamelis, vid roja y, si te gusta el anís estrellado. Separa una cucharada sopera a ras de esta mezcla por cada taza de agua. Hierve de 1 a 2 minutos, se deja que repose otros diez minutos y se filtra. Toman dos vasos a lo largo del día, en periodos de uno a tres meses.

Mantener un hábito es esencial

Independientemente de si recurres a un remedio natural de fitoterapia o no, para tratar de reconducir el problema o de prevenirlo cuando aún se está a tiempo debes seguir una serie de indicaciones.

  • Practica alguna actividad física, algo tan común como ir andando a los lugares, olvida de usar el ascensor y sube las escaleras, no te saltes la clase de cardio o zumba de tu centro deportivo.
  • Limita la ingesta de comida salada.
  • Evita la ropa ajustada, medias o calcetines que te aprieten o corte la circulación, ropa interior que te deje marcas, usa la ropa de tu talla, no uses ropa que te comprima.
  • Decantate por un calzado cómodo, minimiza las horas que debas usar tacones.
  • Siempre hay que estar hidratada.
  • Y los momentos de relax, aprovecha para poner los pies en alto, así ayudaras al retorno venoso.

En mi pagina te daré una fórmula para que puedas crear una crema casera y natural, para aliviar las piernas.

Sin comentarios

    Deje una respuesta

    Información básica sobre protección de datos Ver más

    • Responsable Elisabet Lorena Jorge Santana.
    • Finalidad  Moderar los comentarios.
    • Legitimación Tu consentimiento.
    • Destinatarios  Profesional Hosting.
    • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.